28 jul. 2011

EL EX PRESIDENTE DE LA PESIFICACIÓN ASIMÉTRICA PROMETE DEVALUAR

Devaluación: "se puede hacer pero no hay que anticiparla"


Eduardo Duhalde deschavó el pacto con Mauricio Macri que el jefe de Gobierno porteño no se anima a hacer público. Pero también aventuró que una medida de su eventual gobierno será devaluar el peso para beneficiar al sector rural y perjudicar a las mayorías.

De campaña por Córdoba, el candidato a presidente por Unión Popular, Eduardo Duhalde, no sólo blanqueó su pacto con Mauricio Macri (que próximamente será hecho público por el propio líder del Pro, según adelantó la diputada Gabriela Cerruti) sino que anticipó alguna medida que, de llegar a la presidencia, impulsará prioritariamente: la devaluación, aunque dijo que "no se puede anticipar nada" porque, como es lógico, le restaría millones de votos, teniendo presentes las medidas que tomó cuando le tocó ser presidente interino ("el tenga dólares, recibirá...").

"En Córdoba vamos con Mondino que es del PRO. Lo hemos hecho en casi todas las grandes provincias, en Buenos Aires también. Todos los dirigentes del PRO, muchos, han venido y se han mezclado en nuestras listas y vamos en conjunto. Porque en realidad hay un error en el oficialismo: plantear que el peronismo es de centro izquierda. El peronismo es un partido que no tiene ninguna dificultad con la izquierda nacional, pero tampoco con el conservadurismo, la derecha nacional", dijo el candidato para develar el pacto que, por ahora, Macri no se anima a blanquear.

Pero lo más interesante llegó con una entrevista radial en la localidad cordobesa de Río Cuarto, donde ante la pregunta del periodista: "¿Hay que devaluar para que el tipo de cambio sea más competitivo para exportar?", Duhalde respondió: "No hay que hablar de estas cosas si uno quiere ayudar al gobierno... Estas cosas se pueden llegar a hacer pero no hay que anticipar nada".

"Claro...", atinó a decir el entrevistador, quien habrá tenido en cuenta que "esas cosas se puede hacer" pero resulta decididamente piantavotos hacerlas públicas antes del acto aleccionario. Una medida que "se puede llegar a hacer" porque beneficiaría ampliamente al sector rural exportador, sobre todo al vinculado a la soja, pero haría llegar hasta las nubes los precios de los productos de consumo popular al tiempo que licuaría los salarios. Y de eso "no hay que anticipar nada", acotó Duhalde.