17 jul. 2011

EL GRUPO CLARÍN NO QUIERE QUE SE COMPLETEN LOS ANÁLISIS DEL B.N.D.G.

Clarín miente: todavía faltan completar perfiles genéticos


Clarín sigue mientiendo: los análisis continuarán porque las resultados no son concluyentes. Magnetto y Cía. aseguran que "dio negativo el análisis clave", pero oculta deliberadamente que el BNDG deberá completar la información genética para terminar los mismos.

Hoy, Clarín titula "También dio negativo el análisis clave de los ADN". Según el "gran diario", "la Justicia lo informó luego del cotejo con muestras de familias que denunciaron robos de bebés en 1975 y 1976. Antes, ya había sido descartado el vínculo genético con las dos familias que reclamaban que podían ser hijos de desaparecidos".

Enfrascado en su tergiversación de los hechos, la dupla Noble-Magnetto asegura que "los resultados del análisis central de ADN, que comparó los perfiles genéticos de Marcela y Felipe Noble Herrera con las muestras biológicas de personas desaparecidas en los años 1975 y 1976, confirmaron que los hijos de la directora de Clarín no son hijos de desaparecidos".

La realidad, sin embargo, es diferente. Las Abuelas de Plaza de Mayo informaron, a través de un comunicado, "el Banco Nacional de Datos Genéticos (BNDG) comunicó anoche que, en tres de las 55 familias cuyo perfil genético fue confrontado con el de Marcela, no puede determinarse si mantienen o no vínculo biológico con la joven, y que una de las 57 familias cotejadas con el perfil de Felipe, tampoco puede concluirse si mantiene o no parentesco".

El cruce de muestras no "dio negativo", como sostiene Clarín, sino que los mismos no fueron concluyentes. "Es decir, que deberá completarse la información genética de esas tres familias para determinar si Felipe y Marcela mantienen o no parentesco con ellas", agrega el texto de Abuelas.

El comunicado de Abuelas indica que "es sabido que el BNDG se encuentra en permanente construcción, ya que existen muchas familias que desconocían que sus hijas o nueras se encontraban embarazadas al momento de desaparecer. Gracias a investigaciones a partir de testimonios de sobrevivientes de centros clandestinos de detención, lentamente se han ido reconstruyendo casos de embarazadas e incorporando el perfil genético de sus familias al Banco".

En este sentido, Abuelas solicitó a la Cámara Federal , en febrero último, que se realicen más de cuarenta exhumaciones para incorporar nueva información genética al BNDG.

Agrega además el texto que "el terrorismo de Estado borró todas las huellas de los desaparecidos y su descendencia. Por eso, las Abuelas partimos de dudas, nunca de certezas. El rompecabezas se va rearmando gracias a la información que la misma sociedad nos brinda, pero muchas veces resulta imposible completarlo".

"El cotejo con el resto del Banco continuará luego de la feria judicial. Sólo entonces habrá concluido la pericia. No existe un resultado negativo. Las Abuelas continuamos cautelosas y expectantes a los nuevos cotejos y a la posibilidad de que el Banco se complete para que tanto las Abuelas como Marcela y Felipe finalmente podamos saber si son o no hijos de desaparecidos", finaliza el comunicado.